MAPA CONCEPTUAL

El Mapa Conceptual es una herramienta cognitiva que permite representar el conocimiento (ideas y asociaciones) de una manera gráfica y sintética, orientado al aprendizaje eficiente y Significativo.

Este instrumento educativo fue ideado por Joseph Novak en la década del 60, como una forma de poner en práctica las teorías de David Ausubel sobre Aprendizaje Significativo, es por ello que en la construcción de mapas conceptuales se enfatiza la importancia del conocimiento anterior para ser capaz de aprender nuevos conceptos en forma de proposiciones. Novak
concluyó que “el aprendizaje Significativo implica la asimilación de nuevos conceptos y proposiciones en las estructuras cognitivas existentes”.

La elaboración de mapas conceptuales permite la utilización de ambos hemisferios del cerebro, potenciando con ello los procesos del pensamiento abstracto y los psicomotrices, de manera que se complementan, sin olvidar que éstos fomentan también el desarrollo de la memoria, la reflexión, el espíritu crítico y la creatividad.

La construcción de mapas conceptuales permite diseñar un ambiente de aprendizaje donde se estimula no sólo la representación del conocimiento, sino también información textual y / o adicional que se organiza jerárquicamente. De
esta forma el mapa conceptual puede ser utilizado con diferentes propósitos.

 

Como hacer un mapa conceptual

  1. En la medida que se lea debe identificarse las ideas o conceptos principales e ideas secundarias y se elabora con ellos una lista.
  2. Esa lista representa como los conceptos aparecen en la lectura, pero no como están conectadas las ideas, ni el orden de inclusión y derivado que llevan en el mapa. Hay que recordar que un autor puede tomar una idea y expresarla de diversas maneras en su discurso, para aclarar o enfatizar algunos aspectos y en el mapa no se repetirán conceptos ni  necesariamente debe seguirse el orden de aparición que tienen en la lectura.
  3. Seleccionar los conceptos que se derivan unos de otros.
  4. Seleccionar los conceptos que no se derivan uno del otro pero que tienen una relación cruzada.
  5. Si se consiguen dos o más conceptos que tengan el mismo peso o importancia, estos conceptos deben ir en la misma línea o altura, es decir al mismo nivel y luego se relacionan con las ideas principales.
  6. Utilizar líneas que conecten los conceptos, y escribir sobre cada línea una palabra o enunciado (palabra enlace) que aclare porque los conceptos están conectados entre sí.
  7. Ubicar las imágenes que complementen o le dan mayor significados a los conceptos o proposiciones.
  8. Diseñar ejemplos que permitan concretar las proposiciones y /o conceptos.
  9. Seleccionar colores, que establezcan diferencias entre los conceptos que se derivan unos de otros y los relacionados (conexiones cruzadas).
  10. Seleccionar las figuras (óvalos, rectángulos, círculos, nubes) de acuerdo a la información a manejar.
  11. El siguiente paso será construir el mapa, ordenando los conceptos en correspondencia al conocimiento organizado y con una secuencia instruccional.

Los conceptos deben ir representados desde el más general al más especifico en orden descendente y utilizando las líneas cruzadas para los conceptos o proposiciones interrelacionadas.

 

Fuente:

CURSO ALGORITMOS
IVAN ARTURO LOPEZ ORTIZ
UNIVERSIDAD NACIONAL ABIERTA Y A DISTANCIA – UNAD